Jana & Paz

Calle del Limón 8

28015

Madrid, España

T: 911666359

calipsofacto@gmail.com

 

 

 

Walter BENJAMIN. <<Una imagen de Proust>>, Revista Observaciones filosóficas, 2005-2008 Dano Ex, p.3 Traducción de Jesús Aguirre

 

www.observacionesfilosoficas.net/unaimagendep.html

John BERGER. Sobre las propiedades del retrato fotográfico. Barcelona, Gustavo Gili. 2006. 32 páginas

 

'Pensamos en las fotografías en cuanto obras de arte, en cuanto pruebas de una verdad particular, en cuanto réplicas exactas (...). Cada fotografía es, en realidad, un medio de comprobación, de confirmación y de construcción de una visión total de la realidad. De ahí el papel crucial de la fotografía en la lucha ideológica y de ahí la necesidad de que entendamos un arma que estamos utilizando y que puede ser utilizada contra nosotros.' 'Nuestros términos de reconocimiento han cambiado desde el apogeo del retrato pictórico (...). Ya no podemos aceptar que pueda establecerse adecuadamente la identidad de un hombre preservando y fijando su apariencia desde un solo punto de vista en un solo lugar (...). Se diría que las demandas de la visión modernas son incompatibles con la singularidad del punto de vista.' John Berger

Charo CREGO. Geografía de una península. La representación del rostro en la pintura. Madrid. Abada Editores. 2004. 93 páginas

 

La historia oficial del rostro en la pintura está dominada por los ojos y la mirada, pero hay muchas historias que nos e ajustan a esa interpretación. Los rostros de El Bosco son sólo boca, los de Goya puera deformación, los de Picasso o Bacon grito, los de De Kooning dientes. La mirada también termina velándose en este recorrido, primero tras los párpados, después tras las gafas y, por último, tras las máscaras. La historia de la representación del rostro es una carrera de negaciones. Al final, aparece borrado, vacío. No hay ojos ni nariz ni boca en muchas caras de Dalí, Magritte, Nebreda o Richter. Geografía de una península es una incursión en este terreno todavía atravesado por muchas zonas de sombra. No es un mapa al uso de viajantes apresurados, sino una cartografía en construcción. el lector que se adentre en esta geografía podrá apreciar la espesura de sus contornos. 

Jean-Luc NANCY. La mirada del retrato. Buenos Aires-Madrid. Amorrortu editores. 2006. 90 páginas

 

<<El retrato habrá efectuado la problemática ontológica del sujeto en toda la amplitud de su distensión constitutiva y en toda la tensión de su ambivalencia. Por una parte - presencia en sí -, cierre en la obra, figura soberana y amurada, puesta en gloria del rostro y de la visión; por la otra - puesta fuera de sí -, gesto y toque del pintar, figura extraviada, mirada que se pierde al ritmo de su propia captura. Pero los dos lados son las dos caras de la misma tela: no un cara a cara, sino, al revés, la comunidad interna de una misma cara espalda contra espalda. Así pues, sólo la pintura formula rigurosamente la entera estructura y génesis del sujeto, la intimidad negra de la superficie figurada y coloreada, la sombra proyectada en el cuadro por el retrato.

>> Sólo la pintura da así al sujeto la palabra propia y sin voz ni lenguaje que ningún discurso puede ofrecerle, ni siquiera el nombre de "sujeto">>.

 

Salvador RUBIO MARCO. Como si lo estuviera viendo (El recuerdo en imágenes). Madrid, La balsa de la Medusa, 2010. 169 páginas

 

En el caso de la imagen mnemónica, tenemos primero la tentación de pensarla como una huella perceptiva (almacenada en y recuperada por nuestra cabeza, no se sabe muy bien cómo) que funciona por pura correspondencia con aquello a lo que remite (modelo de la memoria como depósito). Luego tenemos la tentación de pensarla, al contrario, como un mero signo construido, cuya vinculación con lo que representa es meramente convencional y que funciona por mera coherencia con lo que conocemos. La primera tentación es, claramente, la de la imagen mnemónica como una fotografía del pasado, si subrayamos la relación indicial (como huella) de dicho dispositivo iconográfico que la liga a la realidad que representa. La segunda tentación podría estar igualmente metaforizada por la fotografía si subrayamos lo que ésta tiene de construida (o de símbolo: su cromatismo artificial, la perspectiva renacentista incorporada, la convención del encuadre, etc.) Pero si creemos a Wittgenstein cuando dice que la imagen mnemónica no es como una fotografía, estamos aceptando que ambas tentaciones conducen a una idea errónea (o al menos incompleta) de la naturaleza y funcionamiento de la misma. 

 

Jeff WALL <<About making landscapes>> en "Jeff Wall. Selected Essays and Interviews". The Museum of Modern Art. New York, 2007.pp.169-172
Escrito en 1995. Primera publicación en alemán e inglés con el título "Über das machen von Landschaften/About making landscapes". En "Jeff Wall: Landscapes and other pictures". Wolfsburg, Kunstmuseum Wolfsburg, 1996. pp.8-12
Wall - About Making Landscapes_1.pdf
Documento Adobe Acrobat 623.8 KB